Català Català Español Español
Català Català Español Español

Sistemas anticaídas en escalas fijas

Cómo trabajar con seguridad sobre escalas fijas con los sistemas anticaídas adecuados para evitar caídas a distintos niveles de altura.
escalas fijas

Las escalas fijas son los medios que, instalados sobre estructuras o cerramientos verticales, se emplean para acceder ocasionalmente a zonas elevadas con intención de llevar a cabo tareas de inspección, mantenimiento y limpieza.

No disponen de normativa específica, aunque sí requieren de ciertas condiciones técnico-preventivas, legalmente establecidas en el apartado 8 del Anexo I del Real Decreto 486/1997, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo.

Quizá lo más relevante sea que, a partir de una altura de cuatro metros, deben disponer de una protección que rodee la escala, aunque no se establecen dimensiones, distancias o separaciones entre los elementos que compongan dicha protección, surgiendo dudas de cómo entonces debe configurarse la escala para que sea segura durante su uso.

¿Cómo proteger entonces a quién utiliza las escalas fijas?

Es evidente, como indica la Nota Técnica de Prevención (NTP) nº1161 del Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo (INSST), que los riesgos que se generan durante la utilización de las escalas fijas son debidos a las deficientes condiciones materiales del lugar de trabajo, a fallos en el diseño, instalación y mantenimiento de las mismas, así como a actos inseguros o deficiente utilización del propio trabajador.

El principal riesgo derivado de la utilización de las escalas fijas es el de caída de altura

El estudio elaborado por el anatomista David Riches, «Preliminary investigation into the fall-arresting effectiveness of ladder safety hoops», concluye que la protección perimetral de las escalas no solo no ofrece una protección efectiva contra las posibles caídas a distinto nivel, sino que también puede generar daños físicos por golpes a los trabajadores en su caída, siendo muy recomendable que se complemente con la dotación de un sistema anticaídas.

Por otro lado, el artículo 15 de la Ley 31/1995, de prevención de riesgos laborales, establece que el empresario aplicará medidas que integran el deber general de prevención con arreglo a ciertos principios, entre los que se encuentran el de evitar los riesgos, evaluar los riesgos que no se puedan evitar y combatir los riesgos en su origen, entre otros.

Para mayor abundamiento, el artículo 16 de la misma Ley obliga al empresario a evaluar los riesgos, debiendo a partir de ahí realizar actividades preventivas para eliminar, reducir o controlar los riesgos identificados.

Otras referencias técnico-preventivas

La norma UNE EN ISO 14122-4:2017 fija la altura para la instalación de la protección perimetral cuando el riesgo de caída de altura es al menos de 3 m. de altura, debiendo comenzar la protección entre los 2,20 y los 3 m. de altura por encima de la zona de arranque.

Esta protección perimetral deberá tener una resistencia establecida y garantizada por el fabricante, mediante la realización de ensayos a las solicitaciones fijadas en la norma UNE citada en el párrafo anterior.

Esta norma UNE sí que fija dimensiones y distancias entre sus elementos, tal y como se muestra en la siguiente imagen:

Dimensiones de los elementos de la escala fija con protección perimetral
Dimensiones de los elementos de la escala fija con protección perimetral. Fuente: INSST – NTP 1160

Por otra parte, y aunque las NTP editadas por el INSST no son de obligado cumplimiento, sí que desarrollan y complementan, en muchos casos, la normativa vigente, constituyéndose en guías de buenas prácticas preventivas.

En esta línea, en la NTP nº1160 se establece que, en función de la evaluación de riesgos realizada por el empresario a la que antes hacíamos referencia, la escala podrá disponer de uno de los siguientes elementos estructurales contra el riesgo de caída de altura o de ambos de forma simultánea: protección perimetral y línea de anclaje rígida.

La misma publicación cita que la línea de vida podrá estar acoplada en el montante o eje central de la escala, pudiendo venir instalada de fábrica o ser instalada a posteriori, por una empresa autorizada por el fabricante, como elemento independiente.

¿Qué requisitos documentales deben cumplir estas líneas de anclaje?

Siempre que se contrate la instalación de una línea de anclaje rígida, se solicitará al instalador:

  • Manual de utilización del fabricante, que debe incluir la periodicidad de las revisiones.
  • Declaración de conformidad.
  • Nota de cálculo con el número de usuarios y cargas máximas de la instalación.
  • Certificado de montaje de la línea de anclaje, firmado por un técnico acreditado por el fabricante.
Escalas fijas
Placa identificativa del sistema anticaídas instalado en escala fija. Fuente: Fernando Espinosa Gutiérrez. Obra: Centro de Ocio Odiseo. Murcia.

Para esta actuación Workprotec dispone de un amplio catálogo de productos, ajustados a cada situación concreta, instalando líneas de vida y suministrando sistemas anticaídas acordes a este tipo de protección.

Fuentes:

Fernando Espinosa Gutiérrez
Fernando Espinosa Gutiérrez
Arquitecto técnico y Técnico PRL

Formador en Seguridad y Salud en la Fundación Laboral de la Construcción y Colegios Profesionales de Arquitectos y Arquitectos Técnicos.
Elaboración de estudios y estudios básicos de seguridad, asesoramiento a empresas para la redacción de planes de seguridad y salud y documentos de gestión preventiva.
Coordinador de seguridad y salud en fase de ejecución.

Comparte:
LinkedIn
Twitter
Facebook

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CURSOS WORKPROTEC

Más de 20 años formando a profesionales de altura

TIENDA EPI's

Condiciones especiales empresas

Sigue toda la actualidad de Workprotec

Subscribete a nuestra newsletter

Descubre las últimas novedades en seguridad en altura

Te pueden interesar